¡Hay que jugar en serio!

El aprendizaje ocurre mucho más fuera de las escuelas que dentro de ellas. Investigaciones en varios países arrojan que sólo entre el 20-40% de los aprendizajes competenciales (habilidades, conocimientos y actitudes) logrados por los estudiantes ocurren en la escuela. Sabido es además, que el entorno familiar y factores extra-escolares son más influyentes que la escuela en el desempeño académico de los alumnos. (Emerson et al 2012)

Del mismo modo, los factores extra-escolares negativos son importantes predictores de los resultados obtenidos posteriormente en la vida. No todos los niños del mundo entran a la escuela con las mismas chances de éxito. La situación de riesgo socio-cultural, sanitario y psicológico en la que un niño nace determina fuertemente su camino. Un niño en un ambiente de riesgo tiene pocas chances de escapar los ciclos de la pobreza. (Walker et al 2007)

Las investigaciones en esta área han demostrado que las intervenciones lúdicas en el hogar a temprana edad son una de las únicas aproximaciones capaces de contrarrestar los factores de riesgo en los más pequeños y por ello reducir inequidades posteriores en la vida.

Captura de pantalla 2015-11-01 a las 1.19.09 p.m.Por ejemplo: un estudio llevado adelante en Jamaica entre 1986 y 1987 proveyó de estimulación lúdica en sus hogares, de comunidades de muy bajos ingresos, a 129 niños de entre 9 y 24 meses que presentaban retraso en su crecimiento. El retraso en el crecimiento ha sido documentado como un indicador claro de malnutrición y fuertemente asociado con un pobre desarrollo cognitivo en el futuro. (Gratham-McGregor et al. 1991)

Por un período de dos años, personal de la salud entrenado llevó adelante visitas semanales de una hora en las que las madres de dichos hogares fueron tutoreadas para interactuar y jugar con sus hijos de maneras diseñadas para desarrollar habilidades cognitivas y psicosociales. (Gertler et al, 2013) El currículum incluía actividades estructuradas y detalladas que promueven interacciones madre-hijo/a de calidad a través de juegos de rol o juguetes hechos en casa. (Banco Mundial 2015)Captura de pantalla 2015-11-01 a las 1.18.53 p.m.

El estudio luego siguió a los niños por 20 años y concluyó que la estimulación lúdica temprana resultó en beneficios significativos en el mercado laboral para los participantes. Este programa incrementó sus ingresos promedio en un 42% en 20 años comparados con un grupo similar que no recibió la intervención lúdica en sus hogares. Además los niños que participaron del programa completaron en un mayor porcentaje los ciclos escolares, fueron tres veces más propensos a acceder a educación terciaria, demostraron mayores habilidades sociales, obtuvieron mejores resultados en sus pruebas cognitivas y exhibieron menos demostraciones de conductas violentas y/o depresivas que el grupo de control.

Hoy en Uruguay en los centros de salud nos dan un kit que tiene varios libros para conocer el desarrollo evolutivo, la adecuada alimentación, los cuidados generales y la correcta estimulación de nuestros hijos/as. Dentro de este kit también hay un libro de cuentos y un pequeño juguete. Muchos padres leen la información que aparece en los libros del kit como un manual de instrucciones del recién nacido y toma el libro de cuentos y el juguete como un souvenir de bienvenida. Luego de leer este post tal vez quede más claro cuál es el objetivo del libro de cuentos, del juguete, y de las recomendaciones en cuanto al juego para esta nueva vida y que la estimulación lúdica de los seres humanos en sus primeros años (y en mi opinión a lo largo de toda la vida) contribuye significativamente con las competencias necesarias para desarrollarse felizmente en el mundo al que llegamos. Y cuando digo felizmente no estoy hablando desde una visión romántica, sino que hablo desde una perspectiva cultural, sanitaria, económica y social.

Por Leandro Folgar


Referencias:

Education for All 2000-2015: Achievements and Challenges,” EFA Global Monitoring Report” UNESCO, 2015, Paris.

Emerson L, Fear J, Fox S, and Sanders E, “Parental engagement in learning and schooling Lessons from research. A report by the Australian Research Alliance for Children and Youth ARACY) for the Family-School and Community Partnerships Bureau, Canberra, 2012

Gertler P, Heckman J, Pinto R, Zanolini A, Vermeersch C, Walker S, Chang S, and GranthamMcGregor S, “Labor Market Returns to Early Childhood Stimulation: a 20-year Followup to an Experimental Intervention in Jamaica”, National Bureau of Economic Research, Working Paper No. 19185, June 2013

Teaching and Learning: Achieving quality for all”, EFA Global Monitoring Report, UNESCO” 2014, Paris.

Walker, S., S. Grantham-McGregor, C. Powell, J. Himes, and D. Simeon (1992). Morbidity and the growth of stunted and nonstunted children, and the effect of supplementation. American .Journal of Clinical Nutrition 56 (3), 504–510.

World Bank, World Development Report 2015

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s